BIHARAMUNEKO AJEAK. Athletic-Sevilla. Antonio Herce.


El Athletic-Sevilla presagiaba temores y dudas tras la amarga  experiencia de las cuatro derrotas consecutivas. La semana podía tornarse en trágica tras la intensa derrota ante el Valencia y el duro revés de Zaragoza. El esfuerzo ante los de Unai Emery les borró ante los de Javier Aguirre. Pero ayer Kanouté erró lo que no acostumbra y los goles de fortuna del Athletic le llevan al quinto puesto de la clasificación con la música de Europa otra vez en la partitura de su atril. Esto funciona así. Es fútbol.

No acostumbran los rojiblancos a iniciar sus encuentros de San Mamés sin esa intensidad genética que tan atropellados observan sus rivales y que tantos éxitos le ha procurado. La conservadora apuesta bilbaína de ayer noche hizo que el equipo andaluz, muy lejos de su mejor versión,  impusiera su ritmo y su tempo. Y hasta sus ocasiones. Perdonó varias ya en la primera mitad. Tras el descanso las mejores.

Y es que el Athletic tiene un problema. Físicamente está muerto. Y de ahí le vienen los desvaríos. Es su mejor arma y sin ella baja su autoestima y sus prestaciones. Y técnicamente, aunque dotado,  busca en el gps de los enredos futbolísticos sin hallar su modelo, su referencia. Sin repetir esquemas inteligentes, más allá de los consabidos balones a la torre referente. No se combina. Se sube al área rival a lomos de la imprevisión. Y se disfruta a balón parado. Poco más. Los numantinos entrenamientos del mes de diciembre tienen a un jugador fuera de órbita. Unos se pasan y otros no llegan. La obsesión es la fortaleza.

Hace tiempo que la plantilla no cree en el entrenador. Y me temo que él tampoco tiene plena confianza en el proyecto. Sólo uno de los primus inter pares de la plantilla le apoya. Escaso bagaje en tan abundante gallinero. No se me alcanza entender algunas de las decisiones del señor Caparrós, no ya dentro del terreno de juego, cosa harto discutible, sino en cuanto a fichajes y recuperaciones de jugadores, temas  mucho más evidentes.

No eludí los aplausos al mister cuando sus logros lo exigieron, tampoco dejé de  identificarme  con su guión, con su trabajo de cantera, con sus atrevidas apuestas. Por cierto, no todas ellas coherentes. En fin, no tuve animadversión hacia el coach titular del Athletic. Pero tengo para mí que la pizarra de San Mamés debe de cambiar, que el instructor de Lezama debe ser otro. La mano que mueve la cuna futbolística en esas siempre productivas praderas debe dar paso a otros apuntes.

Me dicen que  Javier Clemente tiene comentado que la actual plantilla del Athletic es posiblemente la mejor desde la que entrenara e hiciera él campeón. Es decir, la mejor de los últimos veinticinco años. Démosle la oportunidad a otros métodos, a otros librillos, a otras tizas. Señor Garcia Macua, tenemos un  problema. Hágaselo mirar.

Y es que del Athletic-Sevilla de ayer sólo les puedo comentar que Kanouté erró lo que no acostumbra y que los goles de fortuna del Athletic le llevan al quinto puesto de la tabla. Con la mirada en Europa. Y la grada de San Mamés, encantada. Agur, Jokin. Sin acritud.

ANTONIO HERCE. PERIODISTA

Anuncios

Un comentario sobre “BIHARAMUNEKO AJEAK. Athletic-Sevilla. Antonio Herce.

  1. Es curioso que con el equipo en la mejor posición de los últimos años, después de habernos enfrentado en 2 semanas con Barcelona, Valencia y Sevilla y con los más optimistas, como es mi caso, esperando recortarle puntos al Villarreal, sigamos día tras día echándole la culpa a Caparrós de ????????
    Por favor, ya es hora de decir el nombre del entrenador que queréis y que nos va a hacer ganar la liga y la copa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s