EL JUEVES. Mourinho, Realidad o ficción. Mikel Aguilar


La semana pasada nos despertamos con el comentario o insulto de Sardá que indicó que Mourinho interpreta perfectamente un papel: el de Gilipollas.

Es cierto que las ruedas de prensa, la gesticulación, las formas,… nos hablan de una persona chulesca, engreída,… pero por otro lado vemos un entrenador que obtiene grandes resultados, que es locuaz y bastante inteligente.
Esto resulta, cuanto menos, digno de análisis, ya que se pueden contar con los dedos de las manos los jugadores que a lo largo de su dilatada carrera hablan mal de él. Por ejemplo Benzema, que parecía que tenía una relación fría con él, se desata comentando que Mourinho le ha hecho mejor jugador, y nada más y nada menos, que un guerrero.
Aparentemente Mourinho juega con una idea que no es nueva, simplemente se trata de identificar un enemigo común, divinizarse, tratar bien, o sea, de manera paternalista a los jugadores, y hacerles ver que son los elegidos y con él al frente. En la historia de la humanidad tenemos innumerables casos de este tipo, de un liderazgo, que se basa entre otras cosas en la épica. Me quedan ganas de verle experimentar el fracaso, y ver como lo enfoca. Si lo va a hacer desde él o desde los otros, los que le impidieron triunfar.
Tiene mérito Mourinho, sin lugar a dudas, pero se empieza a identificar tanto con el personaje que no tenemos claro ya quien es él, y el problema es que quizás, poco a poco, el tampoco se distinge.

Anuncios

Un comentario sobre “EL JUEVES. Mourinho, Realidad o ficción. Mikel Aguilar

  1. llega además a causar, al menos en mi caso, irritabilidad. Y va perdiendo, con el tiempo, esa aura de ganador arrollador para dejar paso a una imagen bufonesca que tras tanta queja infantiloide y repetición sistemática de ataques a terceros para ocultar carencias propias acaba convirtiéndose en caricatura de sí mismo. Desdibujado, cansino, con frases carentes de significado de tanto repetirlas, argumentos sin pruebas, acusaciones infundadas… supongo que un escudo con el que proteger de la presión a sus jugadores, pero convirtiéndose poco a poco en un personaje al que no tomar en serio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s