Capítulo piloto temporada 2016-2017: Picoletos perdidos por El Molinón


El capítulo de estreno de la nueva temporada rojiblanca no pudo resultar más decepcionante. Empezó medianamente bien, todo lo bien que cabría esperar de un equipo que se presenta vestido de picoleto en un estadio a sol y sombra. Valverde apostó por el mismo once tipo de la temporada pasada, lo que para un club que no ha acudido al mercado más que en la mente calenturienta de algún representante-padre con ganas de mejorar su contrato en el club vecino, no supone, en si mismo, ni buena ni mala noticia. ¿No news, good news? Nos habla de la fiabilidad de los once elegidos, pero cuestiona a partes iguales tanto al entrenador como a los meritorios. En el caso de Valverde, se le podría achacar cierto conservadurismo al apostar por el mismo once de la temporada pasada en un periodo tan volátil como las primeras jornadas de liga, donde los estados de forma se suelen imponer a ciertas jerarquías, sirva de ejemplo la alineación de todo un Real Madrid anoche en Anoeta, pero no es menos cierto que las lesiones de Sabin Merino, Lekue y en menor medida Aketxe reducían el abanico de posibilidades. Aun así, sorprende que ni el diez ni el ocho del equipo hayan sido capaces de recuperar un pelín siquiera su estatus pasado, habida cuenta de que San José llegó más tarde tras la Eurocopa, Raúl García ha tenido un verano complicado debido a su leve lesión cardíaca, y ni uno ni otro demostraron estar en su mejor momento de forma. Especialmente doloroso e incomprensible resultó comprobar que en el caso de Iturraspe la ausencia de noticias no son buenas noticias, sino al contrario. Pese a que nunca ha dado muestras de ser un jugador dotado para el melodrama, no hace falta tener demasiada imaginación para intuir su enfado  tras decidir el entrenador sacar a un recién llegado como Vesga por delante de él. Hay quien ha visto un toque de atención en esta decisión, pero ya van tantas que cabe colegir que o bien Iturraspe es bastante menos despierto de lo que parece y no pilla una, cosa poco probable, por no decir imposible, o simplemente Valverde y él hablan idiomas distintos, lo que no es bueno ni para uno para otro, y sobre todo no es bueno para el Athletic, que se pierde la consagración definitiva de un jugador destinado a marcar época en la sala de maquinas rojiblanca. La cuota de responsabilidad de cada cual sólo la conocen sus protagonistas, y puede que ni siquiera en eso coincidan.

El Athletic no dio para más de veinte minutos decentes, jalonados con una clara ocasión de Aduriz, que se escurrió de forma premonitoria, anticipo de lo que vendría tras el descanso. Los rojiblancos llevan tiempo siendo un equipo temible a balón parado. Ayer también lo fueron, pero fue un daño auto infligido, imprevisto y catastrófico para los intereses de la benemérita impostada. Dos errores gruesos, dos goles, y pudo haber sido peor, de no haber cerrado Gorka el debate de la portería parando el penalti que podría haber supuesto el 3-0. Por no conseguir no consiguieron ni expulsar a un magnífico Amorebieta, con amarilla desde las postrimerías de la primera parte. Así de mal fueron las cosas en este estreno de temporada.

Aunque lo más desagradable y asqueroso fue, sin duda, volver a comprobar lo barato que salen los comportamientos xenófobos, racistas o homófobos en un campo de fútbol. Según el decálogo de lo políticamente correcto ahora debería apostillar aquello de que no conviene confundir la parte con el todo, y es cierto, pero tampoco convendría olvidar que tras parar el arbitro el partido por los insultos racistas a Iñaki Williams, la reacción de toda esa gente “normal” que no se identifica con esa escoria fascista no fue precisamente la de arropar a un jugador que, sea rival o no, está siendo insultado por el color de su piel, más bien diría que al contrario, fue silbado cada vez que tocaba el balón, por no mencionar que Abelardo apostilló en la rueda de prensa posterior al partido que la afición había estado “espectacular”. Pues muy bien, oiga.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s