Que se vea lo que queremos ser.


“Que se vea lo que queremos ser”. Esa fue la premisa con la que el Athletic saltó al Bernabeu, en palabras de Mikel Rico al finalizar el encuentro. Partiendo de la base de que  el momento propicio para visitar al Real Madrid no existe, ya que, o por h, se encuentra en racha y está lanzado, o por b, es un submarino inmerso en cualquiera de las doscientas crisis que vive cada temporada por un par de malos resultados y necesita redimirse, hacerlo sin la mitad de tu once titular no invitaba al optimismo precisamente. Mirar la alineación del Athletic, más aldeana que nunca respecto a la poderosa galaxia florentiniana, con sus mejores piezas en la enfermería o de baja por sanción, producía hasta cierta ternura, tan evidentes asomaban las costuras y el aire de circunstancias.

Pero una vez instalado el mensaje en el cerebro, “que se vea lo que queremos ser”, los rojiblancos demostraron que allí donde no llega lo individual  sobresale lo colectivo en aquellos grupos que se han transformado en equipos. Mermados, tanto por las bajas como por la actuación sonrojante de Genk, el Athletic no quiso abandonarse a esa muerte dulce que paladean la mayoría de visitantes en estadios como el merengue a medida que los goles van cayendo a plomo, y los rojiblancos, excepción hecha de Saborit en el primer gol, apostaron por ser y no por estar, completando un partido notable en la forma y sobresaliente en el fondo: no hay mayor activo que enfrentar la adversidad sin tus mejores piezas, y salir airoso.

Al hilo de esta reflexión, el partido deja una interrogante tan irresoluble como interesante en el aire: de haber invertido los papeles, ¿Cuál hubiera sido la actuación de los meritorios en Genk, y cuál el del once de cabecera en el Bernabeu? Si algo nos demuestra la historia es que los partidos ante los trasatlánticos poco tienen que ver con la vida diaria de un equipo de fútbol, pero aun así, no deja de ser curioso lo distinta que ha resultado la semana en relación a las expectativas generadas. Como ya dijo un ilustre madridista, fútbol es fútbol. Una pena que no desarrollara más el concepto para saber a qué se refería.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s